Chile Professional League 1

Las futbolistas chilenas, a un paso de la profesionalización

Mercado de Trabajo Femenino Noticias

Comparte esta cita

Cerrar
Chile Professional League 1
Se acerca un gran paso para las futbolistas en Chile, ya que el gobierno está a punto de acordar un proyecto que establecerá la profesionalización del fútbol femenino.

"Todavía no es definitivo, pero nos estamos acercando mucho", dijo Camila García, directora de la asociación de futbolistas chilenas ANJUFF y miembro de la junta directiva de FIFPRO.

Hace unos días, la propia García, exjugadora, intervino en una reunión de la Comisión de Educación y Cultura del Senado, en la que se revisó un proyecto que obliga a los clubes a proporcionar contratos profesionales a las jugadoras de fútbol femenino.

García: "La comisión está de acuerdo con el proyecto, pero todavía tiene que aprobar un artículo. Esperamos que puedan hacerlo esta semana, antes de que el senado se vaya de vacaciones hasta marzo". Si la comisión sanciona el último artículo, el senado tendrá que votar. Hablando por experiencia, García espera que el senado siga la decisión del comité.

El proyecto conducirá a la creación de una liga femenina profesional, ya que estipula que:

  1. Los clubes deben ofrecer a las futbolistas profesionales un contrato que les permita recibir una remuneración y que defina las condiciones legales de trabajo.
  2. Los clubes tienen un periodo de tres años para aplicar gradualmente la nueva normativa. En el año 1, el 50 % de las jugadoras debe tener un contrato, seguido del 75 % y el 100 % en los años 2 y 3 respectivamente.
  3. Los clubes pueden solicitar una subvención gubernamental para obtener ayuda financiera.

Si todo va según lo previsto, García cree que el proyecto podría comenzar a finales de este año o a principios de 2023.

Chile Professional League 2

Un informe de ANJUFF, publicado en octubre del año pasado, fue primordial en este proceso. En él se mostraba, entre otras cosas, que solo el 8,8 % de las jugadoras de la primera división chilena tiene contrato. Considerando las dos divisiones "profesionales" femeninas, aunque el 10 % de las jugadoras se dedica plenamente a la práctica del fútbol, solo el 4,4 % tiene un contrato de trabajo. Un 35 % de las jugadoras recibe algún tipo de remuneración por parte del club, pero no están protegidas como trabajadoras y no se reconoce su relación laboral con el club.

Estos datos mostraron la precariedad de las jugadoras: al no ser reconocidas como trabajadoras y no ser remuneradas en consecuencia, tienen que buscar otro trabajo, lo que limita el tiempo que pueden dedicar a jugar a nivel competitivo.

Érika Olivera, diputada del Congreso y autora de la propuesta, dijo: "El informe de la ANJUFF nos ha permitido decir, Señores, después de dos años no ha habido ningún cambio por lo que debemos seguir trabajando en este proyecto".

García: "Quiero reiterar que este proyecto es el resultado de años de trabajo de la ANJUFF, de una diputada, de muchas jugadoras, de la Asociación de Fútbol (ANFP) y del sindicato de futbolistas profesionales SIFUP, que ha dado como resultado compromisos concretos para la profesionalización del fútbol femenino".

García quiere dar las gracias al sindicato de jugadores chileno y al miembro de FIFPRO, SIFUP: "Sin su dedicación y apoyo, no podríamos haber llegado hasta aquí".